Como definir este concepto tan apreciado por todas las personas, luego de un lapso de un semestre esta palabra se convierte en sinónimo de paz, tranquilidad y por ende descanso mental. Pero no por ello sea un descanso infructuoso, ya que al ser joven se poseen muchas facultades que hay que explotar, y las energías se recargan ya luego de una semana de inactividad, algunos trabajaran otros invernaran, algunos otros crearan, pero sin duda alguna, reflexionaran sobre las incidencias de las experiencias adquiridas.
 En estas épocas que hay tiempo para volver a la vida, visitar viejas amistades, viejos lugares y pasar tiempo con la familia, se refleja en nosotros la madures adquirida por el proceso académico, y el criterio que pudimos construir en la interacciones con nuestros congeneres, por eso las vacaciones son el campo de vida para aplicar nuestros conocimientos insípidos de ingenieros, administradores, médicos, abogados, científicos y demás ramas.
 Ahora que los valores han ido en decadencia por las influencias externas, es nuestro deber rescatar la cultura costarricense, ya que los futuros servidores del país somos nosotros, y un Estado fuerte y correcto se rige con el conocimiento de que tenemos un gran pasado , y sabemos de donde venimos y hacia donde vamos.
 Habrán la mente a las experiencias de la vida con limites correctos, vivan estas vacaciones como un periodo de filosofar y reflexionar, y sobre todo descansar, y lo demás se los dejo a cada uno (…).
 
Carpe Diem
 
 
 
 
Anuncios